Manuel Reyes Pinochet, un servidor de la patria que sueña con un gran salto para la capital regional de Ñuble

Manuel Reyes Pinochet, un servidor de la patria que sueña con un gran salto para la capital regional de Ñuble

Ya empezamos a conocer a Manuel Reyes cuando lo vemos en el km 13 del camino a Pinto, atento y haciéndonos señas para no pasarnos del punto de encuentro para nuestra entrevista. No podíamos comenzar, sin antes conocer las instalaciones del Club Ecuestre Las Nieves, que fundó en 2013, luego de acogerse a retiro como Coronel de Ejército.

Una vez acomodados en su oficina y al ver que observamos los numerosos premios que adornan el lugar, nos comenta que “cada uno de esos logros conlleva un tremendo trabajo. Preparación tanto en lo físico, como en el vínculo que debes establecer con tu caballo; y por sobre todo disciplina y respeto por los procesos; porque no hay que olvidar que el día comienza sacando el guano de las pesebreras. Después de eso, recién puedes pensar en montar y ejecutar un gran salto”.

A propósito del gran salto Manuel, hoy eres candidato a Alcalde por Chillán, cuéntanos ¿cuál es tu motivación para postularte a este cargo?
Mi única motivación, es querer aportar a mi ciudad, desde un puesto que debe tener una absoluta cercanía con los ciudadanos. Quiero contribuir a mejorar la calidad de vida en cada área que determina el nivel de bienestar de un individuo, sin distinciones ni favoritismos de ninguna especie. Yo comprendo el descontento y desconfianza de la gente. Yo también estoy cansado de ver cómo la política ha postergado nuestro desarrollo, ha malgastado nuestro aporte como contribuyentes e incluso usufructuado de él, con fines netamente personales.

Manuel, ¿qué te motivó a ir como candidato independiente, pero apoyado por el Partido Republicano y qué injerencia tendrá en tu administración?
El tema de la postulación se me venía pidiendo hace más de un año por diferentes sectores de la sociedad chillaneja. La decisión la tomé, al ver que la gestión municipal requería un urgente cambio hacia la transparencia, probidad, orden y rapidez en las respuestas hacia nuestros vecinos. En ese contexto acepté ir como independiente apoyado por el partido republicano, bajo dos condiciones, la primera es que una vez en el cargo, no recibiría “órdenes de partido” y tampoco aceptaría imposición de puestos de trabajo a personas sin mérito para ello. La grata sorpresa fue, que se me indicó que justamente eso era lo que buscaban los republicanos, por lo que acepté ir como candidato.

Sabemos que hoy eres agricultor y empresario exitoso ¿Cuáles son tus competencias para desempeñarte como Alcalde de Chillán?
Tengo una férrea vocación de servicio y amor por mi patria, la que sin duda adquirí de muy niño. Yo fui criado con los valores del campo, el respeto, el ponerle el hombro al trabajo. Lo anterior, me motivó a ingresar al Ejército, donde serví por 33 años. Si hay algo que aprendes a hacer muy bien ahí, es a llevar a adelante una tarea de gran complejidad con sentido de urgencia, a atender una catástrofe, ayudando a todas las personas que lo requieran sin distinción alguna… y el denominador común: siempre con poco presupuesto. Hay muchas tareas pendientes en nuestra comuna y recursos hay, pero se necesita ordenar la casa y hacer una correcta gestión administrativa, sobre todo hoy, cuándo la pandemia exige nuevas prioridades. Me siento totalmente preparado y mis estudios de Estado Mayor, mis magísteres en “Planificación y Gestión Estratégica”, en “Pedagogía Mención Educación Superior” y diplomados en “Planificación, Evaluación y Ejecución de Proyectos”, me dan la confianza para asumir este desafío.

Últimamente nos hemos encontrado con lamentables hechos de corrupción dentro de la municipalidad, que profundizan la desconfianza por parte de la ciudadanía frente a sus autoridades. ¿Cuál es tu opinión al respecto?
Después de los hechos conocidos a través de la prensa, ¿Quién no podría sentir desconfianza? Si bien se debe esperar la resolución judicial, estas irregularidades muestran una absoluta falta de probidad y transparencia en la gestión; y una inexcusable falta de control y fiscalización por parte de quienes fueron elegidos para cumplir ese papel; y que hoy, sin la menor vergüenza, se están presentando para continuar en sus cargos e incluso para llegar al sillón municipal. Creo que queda en evidencia que no han llegado hasta ahí para servir, sino para servirse a costa de los vecinos.

De resultar electo, ¿cuál será el sello de tu gestión?
Estamparemos en la municipalidad un sello de probidad, transparencia y agilidad en la atención de nuestros vecinos que hoy se sienten decepcionados y mal atendidos. Lideraré la modernización de nuestros procesos y sentaré las bases para convertir a Chillán en la capital del centro del país, posicionándolo como un polo de desarrollo económico. Bajo esta impronta haremos brillar a la Secretaría de Planificación, que es el lugar donde se formula el presupuesto, los proyectos y desde donde se postula a los fondos regionales y nacionales, aquí se encuentra el motor del desarrollo de nuestra ciudad.

Es innegable que Chillán se ha visto beneficiada en varios aspectos al convertirse en capital regional, pero ¿Cuáles son los temas que según tu percepción siguen estando al debe frente a la comunidad?
Varios, pero a mi parecer los más importantes son: el control de la delincuencia, la falta de incentivos para la instalación de empresas que generen empleos de calidad y bien remunerados (que evite que nuestros profesionales emigren a otras ciudades). En ese sentido debemos ampliar la oferta académica tanto técnica como universitaria, acorde a las necesidades e identidad productiva y cultural de la zona. En cuanto a los servicios públicos, vemos aún una excesiva burocracia en toda materia, sobre todo en el apoyo a las pymes y en la gestión de ayuda social. Aún tenemos una atención en salud que no cubre el tamaño de la demanda y que cuenta con muy pocos especialistas. Resulta urgente un buen diseño de nuestra infraestructura e interconexión vial. Devolver el orden, limpieza y áreas verdes a todos los sectores de nuestra ciudad, equipándolas correctamente para el deporte, la recreación y el buen vivir.

¿Cuáles serían las primeras medidas que tomarías desde el sillón edilicio?

Lo primero, una auditoría externa que me permita conocer a fondo en qué pie se encuentran los distintos estamentos municipales. Comenzaría un proceso de automatización tecnológica de nuestros procedimientos tanto de atención como de formulación de proyectos, que permita entregar a la comunidad soluciones con agilidad y transparencia. Descentralizar los trámites, acercarnos a nuestros vecinos a través de un municipio móvil que les facilite un poco la vida. Chillán en términos generacionales está formado principalmente de adultos mayores, por lo que sus necesidades serán motor de cada una de nuestras decisiones.

¿Por qué la gente tendría que votar por Manuel Reyes Pinochet?
Porque no prometo nada más que trabajar duro, con honestidad, transparencia y meritocracia. Lo anterior, avalado por toda una vida al servicio de mi país y porque creo contar con las competencias de gestión, liderazgo y trabajo en equipo, para la dirección de una municipalidad grande e importante como lo es, la de nuestra capital regional, Chillán.

Digiqole ad

Relacionados